jueves, abril 28

Sobre el magno evento

He oido decir muchas veces que no es bueno hacerse ilusiones ni esperar mucho de las personas. Yo, inocentemente, hice oídos sordos a este consejo frente al evento sin precedentes programado para anoche a las 10, evento tan esperado por un sector importante de nuestro país. ¡Qué pérdida de tiempo!!


En primer lugar, no logro entender qué parámetros utilizaron para darle el nombre de debate, si debate, según la RAE (mi Biblia) es:


Debate (De debatir)
1. m. Controversia (II Discusión)
2. m. Contienda, lucha combate


De eso, nada. Si oigo esta palabra, espero que se aplique una misma pregunta a ambas partes, con el fin de contrastar opiniones y propuestas diferentes y, en algunos casos, opuestas. Éste es, a mi juicio, el objetivo de organizar un evento de este tipo, objetivo que no se vio cumplido anoche salvo en contadas ocasiones, cuando Alvear se tomaba un tiempo para responder una pregunta hecha a Bachelet.


Si el hecho de comprobar que este mentado "debate" no sería tal debió ser mi primera clave para decir "buenas noches" e ir a dormir, las primeras preguntas hechas a Soledad Alvear debieron ser la segunda.


Como dije, yo esperaba un debate. Para posibilitar esto, lo primero es que las preguntas realizadas sean intercambiables, de manera que ambas participantes puedieran rebatirse entre ellas. Las primeras preguntas a Soledad Alvear fueron, a mi juicio, una estupidez y una pérdida de tiempo: ¿Qué relación tiene con sus capacidades de gobernante el que su marido no esté presente en este evento? ¿A quién le importa??


Bachelet, por el contrario, recibió preguntas más contundentes. ¡¡Ufff!! ¡¡Para lo que le sirvió!!! Lo único que me quedó claro es que no aprueba el matrimonio homosexual, pero sí estaría dispuesta a tener a un homosexual en su gabinete. Todo lo demás: impuestos, ley del cobre, TLC con China, "habría que evaluarlo". Así nos vamos a ir, señores, 4 años en puras evaluaciones y ninguna acción concreta, al parecer. Lo interesante de las preguntas era que le dieron pie a plantear claramente qué pretende para nuestro país, cuáles son sus propuestas, y la linda, la Mami de Chile, decidió evaluarlo todo y ni siquiera sugerir por debajo qué prefiere ella.


Tampoco digamos que Soledad Alvear tuvo un desempeño brillante, claro que la pobre ya estaba nerviosa después de tanta pregunta personal. Aún así, tuvo al menos la iniciativa de rebatir a su contendora en un par de ocasiones. Donde puchas que te caíste, Sole, fue cuando te preguntaron: "¿En qué se diferenciaría su gobierno del de la Sra. Bachelet?" ¡Te la dieron en bandeja!! Era la oportunidad que tenías para dejar bien claro lo que pretendes y la desaprovechaste. Y yo me quedé con ganas de ver efectivamente un debate.


Por otra parte, resulta difícil realizar un análisis comparativo entre dos propuestas de gobierno, si ninguna de las dos partes ha dejado su propuesta clara. Con la mano en el corazón, ¿sabe alguien qué pretenden, concretamente, hacer estas dos mujeres? Se farrearon la oportunidad de plantearlo.


Lo que marcó la noche, en verdad, fue la ausencia de respuestas. El par de lindas se fue por la tangente casi frente a cada pregunta, cosa que en más de una ocasión obligó al periodista a decir: "Señora, no ha contestado mi pregunta". Bachelet se colgó de la educación y metió en cada oportunidad que tuvo su idea de impulsar programas de escolaridad de 0 a 4 años... pero nunca dijo cómo. Y su planteamiento se convirtió en el comodín de la noche.


A Alvear le preguntaron si, bajo su gobierno, frente a la muerte de Pinochet le rendiría homenaje como Jefe de Estado, declararía duelo nacional y asistiría a su funeral. ¡Evadió la pregunta! "Hay que esperar lo que determine la justicia" ¡Por favor! ¿Está esperando que aparezca el viejito pascuero y diga: "Como regalo al país, las violaciones a los derechos humanos se eliminan de los anales de la historia y las cuentas Riggs fueron una broma de Día de Inocentes???" La respuesta era sencilla: no, no y sí. Si es Presidenta, no puede dejar de asistir a las exequias. Es su obligación como Jefa de Estado, independientemente de sus sensibilidades, y punto.

De verdad que este debate fue un sufrimiento. Como dijeron por ahí, después del magno evento ganó Lavín...

1 Comments:

Anonymous Distémper said...
main

Lo aterrador es que nuestras candidatas pretenden montar este espectáculo a lo largo del país semana por medio. Y Canal 13 anunció que el debate que ellos organicen tendrá 'más estilo, más lujo'. Jua, eso lo quiero ver. remedio contra el insomnio.
Por otro lado, me encantaría que alguien me confirmara qué hay de cierto de ese rumor que dice que Lavín está separado de facto porque su mujer le puso el gorro con un paco de la escolta. ¿Será verdad?
Por cierto, este blog es estupendo, no entiendo por qué está tan escondido.

29 abril, 2005 20:58  

Publicar un comentario

<< Home